Un hombre enamorado

Club de LecturaUn hombre enamorado
Karl Ove Knausgard – Anagrama 2014
Acababa de terminar de leer hacía unos días la última entrega de Karl Ove Knausgard, ‘Un hombre enamorado‘, cuando un cliente se interesó en La Buena Vida por su obra. Tenía cierto temor de embarcarse en una lectura de tanta extensión y quedarse a medias. Son tan diferentes a nosotros, me dijo, en referencia a los escandinavos. Al parecer, el señor había estado viviendo durante algunos años en el norte de Europa y conocía la sociedad y el caracter de los noruegos. Me sorprendió el comentario, porque al margen de las temperaturas bajas y los paisajes níveos descritos por el escritor, no había sentido en  ningún momento que Knausgard contara nada ajeno a aquello que pueda sentir o vivir un occidental medio: la paternidad, el matrimonio y los conflictos que en éste se generan, los deseos, la frustración, la lucha -del artista- por sacar adelante el trabajo…Todo ello contado de una manera accesible, alcanzando momentos de auténtica belleza.
El señor era muy educado y tenía un acento sudamericano que yo identifiqué con argentino. Entonces le mostré la parte en la que Knausgard fantasea con irse a ese país, a través de google earth, como si ese pedazo del cono sur fuera un espacio perfecto para la literatura. Además, recuerdo comentar que el título provisional de la novela era ‘Argentina’. También le conté el momento en el que el escritor proyecta hacer una escapada de fin de semana a Barcelona para ver al Barca, ya que es un gran aficionado al fútbol. No sé qué es exactamente aquello que lo convenció, pero  al final decidió leer Un hombre enamorado y, también, La muerte del padre, la primera parte de los 6 volúmenes de los que consta Mi lucha.
Y es que Knausgard ha escrito una novela de aprendizaje, donde además de contarte sus rutinas, relata el proceso de maduración que vive a lo largo de su vida. “Pretendía descubrir cómo me había convertido en esa persona, cómo se construye una identidad. Ha sido una investigación existencial.”, comenta el escritor en una entrevista. Y es ahí cuando salta el resorte de la memoria -con sus manipulaciones y sus certezas, con sus confusiones y sus trampas- para dar forma al pasado y poder vivir a través del arte, de la mejor manera, el presente.  A partir de la literaturas del yo, las memorias, la autobiografía o la autoficción, el autor ha conseguido aunar la poético con lo banal de la existencia, con la intimidad, con el tedio, con el nacimiento y crianza de los hijos, con la muerte. Recuerdo cuando salía el señor de La Buena Vida con sus libros. Se volvió en un gesto rápido e inesperado para entregarme una tarjeta de visita. Cuando leí lo que ponía en ella y levanté los ojos, el señor ya había salido. Me dió la sensación que lo había hecho a conciencia. En la tarjeta rezaba: Embajada de Uruguay.

David García

Anuncios

2 pensamientos en “Un hombre enamorado”

  1. Un libro que me enganchó de la primera a la última página. Luego leí La muerte del padre. Confieso que este autor es adictivo.
    ¿Para qué fecha exacta en el Clud de Lectura?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s